Mandíbula

Mónica Ojeda, autora de "Mandíbula"

“Las palabras abren puertas inhóspitas e invisibles en nuestras cabezas y cuando estas puertas se abren ya no hay vuelta atrás”.

Creo que por fin he encontrado la descripción más perfecta de lo que simboliza la literatura y las palabras en mi vida. Topo con ellas en estos días extraños, en los que me cobijo en la calma y me dejo llevar por los libros pendientes de mis estanterías, que no son pocos. La cita pertenece a Mandíbula, de la ecuatoriana Mónica Ojeda,  una novela cautivadora de principio a fin, en la que se juntan magistralmente el horror con la belleza en una clara reflexión sobre el miedo. Esa sensación que muchas creemos reconocer es, sin embargo, algo oculto, con muchas aristas que nos llevan a cuestionarnos:  ¿es realmente el miedo un sentimiento propio o provocado? ¿De dónde parte esta sensación tan humana y al mismo tiempo tan incompresible? ¿Cómo interactuamos las personas ante los miedos y cómo los gestionamos? Mandíbula trata de proponernos preguntas y, en menor medida, de responderlas. Toda ella es un continuo ejercicio de búsqueda de no sabemos qué, y ahí precisamente radica su magia.

La autora ecuatoriana, una de las grandes voces de nuestro tiempo, recrea una historia que parte del secuestro de Fernanda, alumna de un colegio católico de chicas, por su profesora de lengua y literatura, que responde al nombre de miss Clara y a la que durante un tiempo habían atormentado durante meses en las clases. El misterio por saber los motivos que se encuentran detrás de este episodio lleva a la autora a caminar hacia atrás, contándonos diversos episodios que, en mayor o menor medida, están detrás del secuestro. La búsqueda de las causas nos llevará a cuestionarnos toda la realidad, ya que aquí se habla de bullying, de la complejidad de las relaciones entre madres-hijas y mejores amigas, de los mecanismos del miedo y el horror que se gestan en internet… pero, sobre todo, Mandíbula consigue trazar brutalmente una de las mejores definiciones de lo que supone que una niña se convierta en mujer, con la llegada de la menstruación, la masturbación y la conciencia sobre el propio cuerpo, que la llevan a experimentar el miedo verdadero, que tiene mucho que ver con las violaciones y los ataques machistas. Mandíbula me ha llegado de esta forma, como una brillante reflexión de lo que supone crecer, alejada de los tópicos habituales y muy apegada a la cruda realidad, donde, por cierto, vemos el compromiso político y feminista de la autora, destacado en múltiples entrevistas alrededor de sus obras.

“Por primera vez experimenté un horror verdadero. Y ese horror era, también, un orgasmo”.

Quisiera destacar que, además de este argumento tan potente, Mandíbula está escrita con una prosa muy bella, con un lenguaje en el que aparecen citas y destellos poéticos que la convierten en una obra brillante desde la unión entre el fondo y la forma. Y es que no basta con tener algo bueno que contar, se necesita retorcer las palabras, llevarlas al extremo, provocar al público lector, hacernos sufrir y gozar al mismo tiempo. No olvidemos que estamos también delante de un libro que explora los límites del placer, la heteronormatividad y la violencia que se ejerce contra los cuerpos de las mujeres, y ahí el lenguaje tiene un papel fundamental, porque es capaz de transmitirnos dureza y belleza a partes iguales.

“Las palabras de los demás eran suaves mandíbulas peinándola durante las madrugadas de insomnio, pero durante algún tiempo buscó en ellas un lugar calmo donde pastar; una construcción narrativa que dotara de sentido a su mundo ahogado de nombres”.

Bien seguro que seguiré leyendo a esta autora porque su voz es puro deleite y tiene muchísimo que contarnos sobre el mundo que habitamos. Espero que vosotras también lo hagáis y me lo contéis.

Ficha técnica

Título: Mandíbula

Autora: Mónica Ojeda

Año de publicación: 2018

Editorial: Candaya

Número de páginas: 287

Escrito por

Graduada en periodismo y enamorada de la lectura y la cultura. Porque leer nos hace mejores personas.

Si te ha gustado este artículo y quieres dejar tu opinión, encantada de leerte!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .