Al abrigo

Nunca me han contado tan bien la historia de una familia como Elisa Sánchez Prieto.  Ella nos traslada a una hoguera y nos cuenta el pasado y presente de la familia Blanco Lázaro, de los hermanos que tienen que sobrevivir acompañados de un pasado que no fue glorioso, pero en el que ellos fueron felices. Elisa nos lleva en Al abrigo al Cerro Almodóvar y al barrio de Vallecas, y también al de El Pozo del tío Raimundo, y nos susurra al oído para contarnos que la vida siempre es cuestión de intención y de sueños y que, aunque vengan mal dadas, las familias y las amistades ayudan a llevarla un poco mejor.

Escribir sobre lo que me provocó Al abrigo resulta una tarea dificilísima, pues estamos delante de una novela que encapsula muchos sentimientos, abrazos y también esa vida puta que tuvieron que pasar nuestros antepasados. Mientras iba conociendo las vivencias de Juan padre y Juan hijo, de la Conversa, Antonio, Miguelángel y de Eva Blanco Lázaro, en mi mente no cesaba de sonar La Tarara en sus distintas versiones, al igual que le debió de acontecer a la autora mientras la escribía, pues este tema está presente a lo largo de las más de cuatrocientas páginas. Estas voces podrían ser la de cualquier persona española que padeciese en carne propia la Guerra Civil y la posguerra, y sobreviviese al auge de las drogas en los años ochenta, una masacre que se llevó a muchas personas por delante y que acabó con una generación.

Elisa es capaz de llevar la ficción al máximo exponente, pues mezcla con maestría la vida de estas personas anónimas con las de Albertoescultor (Alberto Sánchez) o Marujapintora (Maruja Mallo), dos de esas personas impulsoras de la Escuela de Vallecas, un sueño de unos pocos que creyeron que en aquellos años anteriores a la guerra otro tipo de mundo, con más libertad e independencia, era posible.

“Y es que, os lo digo como lo siento, ellas sostuvieron la lucha, si no nada de este milagro hubiera sido posible”.

Me gustaría destacar la capacidad de la autora para llegar al corazón, para tocar la sensibilidad de los lectores/as y para hacernos llorar ante lo bonita (y triste) que puede ser la vida a veces. Esta característica, que ya pudimos observar en su debut literario, Arena en los ojos, se eleva al máximo en Al abrigo, al igual que ocurre con su reivindicación del papel que las mujeres jugaron en nuestra historia. No en vano, la propia autora reconocía en la presentación de Madrid que “es de las pocas novelas que he leído en la que el término sororidad se incluye dos veces”.  Este papel reivindicador no impide que la historia esté plagada de humor y de tristeza, como en la vida misma.

¿Qué más deciros de Al abrigo? Que es necesario que todos y todas la leamos, pues siempre se hace necesario recordar, tanto los malos momentos como los buenos, y homenajear, aunque sea en forma de letras, a las personas que creyeron y lucharon por un mundo más justo e igualitario.

Y, también a modo de homenaje, se hace un alegato a favor de las personas que creen en los libros casi por encima de cualquier otra cosa:

“Leía y follaba. Follaba mientras leía. Leía mientras follaba. La felicidad absoluta. Devoraba palabras y nunca se empachaba. Él aún ignora que le viene de familia. Palabras que daba igual de dónde brotaran; de los libros, de las bocas de sus amantes, de las películas, de las canciones. Devoraba las palabras que parían ideas, y las que no, también las devoraba”.

Porque siempre, siempre, estaremos construidos de historias. Y, solamente por ello, la vida ya merece la pena. Este libro así lo demuestra.

Ficha técnica

Título: Al abrigo

Autora: Elisa Sánchez Prieto

Editorial: Suburbia Ediciones

Año de publicación: 2018

Número de páginas: 425

Escrito por

Graduada en periodismo y enamorada de la lectura y la cultura. Porque leer nos hace mejores personas.

Un comentario sobre “Al abrigo

Si te ha gustado este artículo y quieres dejar tu opinión, encantada de leerte!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.