Ser diferentes y a la vez tan iguales

“Tenía los ojos rasgados y las orejas pequeñas como cerezas. Hablaba en una lengua de pocas palabras, eso sí, muy tiernas, y le gustaban los macarrones y las albóndigas”. Bienvenidos a 47 trocitos, el estreno de la autora de Las Inviernas, Cristina Sánchez- Andrade, que nos sumerge en una historia en que la ternura explica […]

Leer Más